Falso

Diputada Natalia Castillo (RD): “La Constitución de Pinochet está derogada por el pueblo de Chile”

Valentina Matus
29 Oct 2020

Si sólo tienes 5 minutos, lee estas claves:

– La diputada de Revolución Democrática, Natalia Castillo, señaló en su cuenta de Twitter que “la Constitución de Pinochet está derogada por el pueblo de Chile... no me vengan con que el #segundoretiro10xciento es inconstitucional”.

– Lo afirmado por la parlamentaria del Frente Amplio, es FALSO.

– Desde el equipo de Castillo señalaron a Contexto Factual que “es un argumento retórico, no jurídico”, no obstante, su afirmación informa directamente un cambio constitucional.

– El artículo 135 de la Constitución indica que “mientras no entre en vigencia la Nueva Constitución en la forma establecida en este epígrafe, esta Constitución seguirá plenamente vigente, sin que pueda la Convención negarle autoridad o modificarla”.

– La Carta Magna actual no ha sido derogada y sólo lo será en caso que en 2022, cuando ya el trabajo de la Convención Constitucional acabe, se apruebe por mayoría ciudadana en un plebiscito de salida su propuesta de un nuevo texto constitucional. En caso que se rechace, se mantendrá vigente la actual Constitución.


La Comisión de Constitución de la Cámara de Diputados aprobó por 11 votos contra uno la idea de legislar acerca del segundo retiro de fondos de las AFP para enfrentar la crisis económica provocada por la pandemia de Covid-19. El subsecretario de la Segpres, Juan José Ossa, ya anunció que harán reserva de constitucionalidad del proyecto para que sea analizada por el Tribunal Constitucional, dado que “mientras Chile no tenga una nueva Constitución, la actual hay que respetarla”.

Con ese contexto como trasfondo, la diputada de Revolución Democrática, Natalia Castillo, escribió en su cuenta de Twitter que “La Constitución de Pinochet está derogada por el pueblo de Chile... no me vengan con que el #segundoretiro10xciento es inconstitucional”.



Si bien es cierto que en el plebiscito del 25 de octubre el 78% de los votantes aprobó cambiar la actual Carta Fundamental, eso no significa que haya sido derogada en ese acto. Por lo tanto, lo que aseguró la parlamentaria en sus redes sociales es FALSO.

Desde el equipo de Castillo señalaron a Contexto Factual que “es un argumento retórico, no jurídico”, no obstante, su afirmación informa directamente un cambio constitucional.

La aprobación de una nueva Constitución por amplia mayoría lo que hace es abrir un proceso que consta de distintas etapas y que recién ahora está partiendo (ver artículo). El paso que sigue es la elección de convencionales constituyentes que se llevará a cabo el 11 de abril de 2021. Menos de dos meses después de aquella votación, la Convención Constitucional -también elegida por la gran mayoría del electorado como el órgano a cargo de redactar el nuevo texto- deberá comenzar a funcionar, teniendo un plazo de hasta un año para redactar una propuesta que, eventualmente, podría reemplazar a la Carta Fundamental vigente. 

Una vez listo ese documento, cuyo contenido deberá contar con el acuerdo de ⅔ de los convencionales, éste se deberá someter a un plebiscito de salida donde el voto será obligatorio para definir si se aprueba o rechaza la nueva Constitución para Chile. Recién entonces, y sólo en caso que se apruebe en las urnas, la que rige desde 1980 será derogada.

Lo anterior está definido en el artículo 135 de la Constitución actual:

“Mientras no entre en vigencia la Nueva Constitución en la forma establecida en este epígrafe, esta Constitución seguirá plenamente vigente, sin que pueda la Convención negarle autoridad o modificarla”.

Es decir, la “Constitución de Pinochet” –como señaló la diputada Castillo–, no ha sido derogada y no lo será a menos que gane la aprobación de la propuesta de nueva Constitución, votación que se llevará a cabo en 2022. 

El artículo 142 de la Constitución señala:

“Si la cuestión planteada a la ciudadanía en el plebiscito nacional constitucional fuere aprobada, el Presidente de la República deberá, dentro de los cinco días siguientes a la comunicación de la sentencia referida en el inciso anterior, convocar al Congreso Pleno para que, en un acto público y solemne, se promulgue y se jure o prometa respetar y acatar la Nueva Constitución Política de la República. Dicho texto será publicado en el Diario Oficial dentro de los diez días siguientes a su promulgación y entrará en vigencia en dicha fecha. A partir de esta fecha, quedará derogada la presente Constitución Política de la República, cuyo texto refundido, coordinado y sistematizado se encuentra establecido en el decreto supremo Nº 100, de 17 de septiembre de 2005”.

En el caso que se rechace, continuará vigente la Constitución que rige actualmente. 


Palabras clave: