Falso

Carlos Larraín y las supuestas 36 ratificaciones de la Constitución

Valentina Matus
24 Ago 2020

Si sólo tienes 5 minutos, lee estas claves:

– El expresidente de Renovación Nacional indicó que la Constitución ha sido modificada 36 veces, es decir, ha sido ratificada 36 veces.

–En realidad, a la fecha de la afirmación habían 43 leyes que han modificado uno o más artículos de la Constitución, por los que sus dichos son falsos.

–Expertos y expertas señalan que una modificación a la Constitución no implica necesariamente la ratificación de ella.

– La ratificación no es un concepto jurídico, por lo tanto es interpretable de múltiples formas.


El “Acuerdo por la Paz Social y la Nueva Constitución” presentado por parlamentarios de todos los sectores el 15 de noviembre de 2019, abrió el debate sobre la posible escritura de una nueva Carta Fundamental, pero también profundizó la discusión sobre la que rige en Chile desde 1980. 

Varios personeros de la derecha defienden el escrito e indican que no debería ser desechado, sino que reformado. Uno de ellos es el expresidente de Renovación Nacional, Carlos Larraín, que en entrevista con Emol TV apoyó este punto argumentando: “La Constitución se puede ir modificando, ha sido modificada 36 veces, es decir, ha sido ratificada 36 veces". Esta afirmación es FALSA.

Contexto Factual se comunicó con el exsenador para consultarle de dónde provino la información que le da sustento a aquella afirmación. Su respuesta fue que la obtuvo  “de la lista de reformas que existe en el Senado. En esto hay un poco de ambigüedad, pues algunos afirman que ha habido 40 procesos de reforma, que no es lo mismo que artículos reformados, pero ha habido a lo menos 35 procesos de reforma”. 

Respecto al concepto de “ratificación” que utilizó, el abogado explicó: “Cuando tu tomas una ley x y modificas el artículo 15, estás ratificando los que no modificaste”.

La información disponible en la Biblioteca del Congreso Nacional, junto al historial de tramitación de proyectos del Senado y la Cámara de Diputados, permite concluir que, desde 1989 al 18 de diciembre, la fecha en que Larraín hizo la afirmación, se habían promulgado 43 leyes que reforman artículos de la Constitución. 

En ese período han ingresado 976 proyectos de reforma constitucional, sumada a las dos grandes modificaciones de 1989 y 2005, respectivamente. De ellos, 543 se mantienen en tramitación, 334 fueron archivados, 31 rechazados, 10 retirados, y 58 publicados (aunque uno está catalogado erróneamente como reforma constitucional, el del Boletín 1247-07). Por lo tanto, esta parte de la afirmación de Carlos Larraín es falsa. 

Por otro lado, expertos y expertas han señalado que la ratificación no es un concepto jurídico como tal, por lo que puede tener múltiples interpretaciones. El académico de la Universidad de Chile y director de Espacio Público, Luis Cordero señaló que “la ratificación en propiedad, es que sea sometida a votación popular, y solo la del 1989 lo fue. Ni siquiera la de Lagos en 2005 pasó por eso, entonces la ratificación no existe, es equívoco decir eso”. 

La académica de la Facultad de Derecho de la Universidad Católica (UC), Constanza Hube argumenta que “decir que todas [las modificaciones] han ratificado la Constitución es un poco aventurado. No podría llegar a decir que todas las reformas constitucionales han implicado a su una vez una ratificación en sí misma. Implica una aplicación de la Constitución y sujetarse a las reglas del juego que tiene; eso sí es correcto, pero decir que implica una ratificación es un poco exagerado, a mi juicio”. 

A esto se suma el socio de Gómez, Pallavicini & García, el abogado Gastón Gómez. “Es inentendible lo que Carlos Larraín está diciendo con esto de la ratificación. Si con esa expresión se quiere decir que la Constitución, al ser modificada en alguno de sus artículos, se valida permanente o en todas sus disposiciones, esto equivale a decir que la Constitución no podría ser modificada ni tampoco cambiada nunca”. 

Patricio Zapata, también académico de la UC, relativiza los dichos de Larraín. “Está asumiendo que cada vez que se hace una reforma se ratifica lo que se decidió en la Constitución de 1980. Cada una de las veces que se la ha reformado después, por el Congreso que nosotros elegimos, con la firma del Presidente que nosotros elegimos –y en una ocasión con un plebiscito– cada uno de esos actos sería una reafirmación, rectificación. Es algo político, no jurídico: técnicamente no existe esa figura. Otros podrían decir que no es válido porque habían senadores designados. La única vez que sí hubo consulta fue el ‘89, pero seguíamos en dictadura. Es algo discutible, pues el uso de ratificación como palabra es algo más opinable”.

Por esto, Contexto Factual concluyó que la afirmación de Carlos Larraín es FALSA.


Palabras clave: